Jardín de libros

El mundo deslumbrante de las maestras antiguas

 

 

“Las mujeres fueron borradas por completo de las páginas de las historias de las artes en el preciso momento en que la emancipación y los cambios sociales después de la Primera Guerra Mundial permitieron que las mujeres fuesen más activas y visibles que nunca antes en numerosas esferas públicas y profesionales, incluido el arte, que muchas mujeres asumieron precisamente como ámbito de nuevas libertades y autodefinición.”

 

The Blazing World es el título de una novela de ciencia-ficción escrita por Margaret Cavendish en el siglo XVII. El mundo (world) de esta escritora se suele traducir con distintos adjetivos a nuestra lengua: abrasador, resplandeciente o deslumbrante que tienen distintas connotaciones. Un mundo deslumbrante, así como un mundo resplandeciente, nos llevan a territorios físicos o afectivos cargados de luz y de fortuna, mientras que en el mundo abrasador asa misma luz y fortuna no te permiten vivir, te deslumbran, te queman.  Esta aristócrata inglesa escribió varios libros de física en torno a cuestiones como la materia, el movimiento, la percepción, el conocimiento y las primeras teorías moleculares; participando en debates científicos y filosóficos a pesar de las duras críticas por inmiscuirse en asuntos tan poco apropiados para una dama de alta alcurnia. Llegó, a pesar de ello, a participar en las reuniones de la Royal Society londinense. Pero estos logros no fueron suficientes para ella, tuvo que crear su propio mundo, un mundo fantástico desde el que explicar de otra forma su filosofía, su manera de entender el nuevo mundo. Creó El mundo deslumbrante. Un mundo luminoso que abrasa.

 

Siri Husbetvedt eligió el mismo título, El mundo deslumbrante, para la novela que publicó en 2014, como homenaje a Margaret Cavendhis, convirtiendo a Harriet Burden, la protagonista de la misma, en una artista que considera a la escritora inglesa su inspiración, su madre metafórica y, como ella, crea su gran obra, Enmascaramientos. Una compleja elaboración en la que a través de tres instalaciones pretende explicar su visión del mundo del arte y su historia demostrando el papel fundamental que tienen la percepción del artista y las construcciones culturales de cada momento. Husvetvdt parece que quiere, de esta forma, contribuir a la formulación de las preguntas que plantean Rozsika Parker y Griselda Pollock en Maestras antiguas, mujeres arte e ideología en 1980, cuando escribieron la obra que sigue siendo fundamental para buscar las claves que explican la invisibilidad de las maestras antiguas en ámbitos controlados por historiadores del arte y conservadores de museos, así como las dificultades de las artistas contemporáneas ante el poder de críticos, galeristas y comisarios.

 

En la propia ambigüedad semántica del mundo deslumbrante, reside la fuerza y la clave de la situación de las mujeres en la historia del arte. No deja de extrañarnos que el siglo XX, considerado el siglo de las mujeres, sea también el que fue borrando la presencia de las artistas en museos, academias y textos universitarios como plantean Parker y Pollock.  Con su ensayo quieren emprender el análisis crítico de las relaciones entre lenguaje discurso, ideología, arte y género. No tratan, tanto de rescatar las obras de las mujeres artistas a través de los siglos, ni de estudiar de una forma distinta el arte y las imágenes. Tratan de estudiar las obras de las artistas dentro de una generación y un entorno geográfico, de la misma manera que se estudian las obras de los maestros, pero teniendo en cuenta que ellas y ellos viven en cuerpos y en mentes con sesgos culturales y de género que confrontan con posturas concretas. Afirman que “las mujeres hacen sus obras gracias a y también a pesar de sus situaciones específicas como mujeres en circunstancias históricas”. Debemos hacer un análisis crítico de la historia del arte, de los y las artistas, y de sus obras. Un análisis, que nos lleva al mundo deslumbrante que nos descubre una parte maravillosa que estaba oculta a la vez que nos abrasa.

 

Os invito a leer el ensayo Maestras antiguas de Rozsika Parker y Griselda Pollock junto con la novela El mundo deslumbrante de Siri Hustvedt. Tienen, a pesar de las diferencias de formato y estilo de narración, mucho en común. Son un complemento perfecto una obra para la otra. El rigor teórico está presente en las dos obras y ambas nos llevarán a querer conocer más de cerca a Margaret Cavendish y su mundo deslumbrante primigenio, Siruela lo publicó en 2017 como El mundo resplandeciente, traducido por María Antonia Martí. Voy a buscarlo, ¡no puedo esperar más!

 

El mundo deslumbrante de Hustvedt nos muestra, a través de la última obra de Herriet Burden, que las artistas, en particular, y sus lectores, en general, somos hijos de Margaret. En esa instalación, da a luz a un conjunto de humanoides entre los que se distingue la propia artista, y se te fijas bien, ¡fíjate! ¡estas tú…y yo, también!

 

Escribir un nuevo comentario: (Haz clic aquí)

123miweb.es
Caracteres restantes: 160
Aceptar Enviando...
Ver todos los comentarios

Comentarios

01.10 | 13:36

Me va a llevar un "poco" d tiempo ponerme al día en este maravilloso jardin... espero perderme en él 👌

...
27.04 | 03:33

Hola, siento decirte que este majestuoso ejemplar de Samán fue derribado por seguridad el año 2018, según indica un periódico de Hawaii:
https://www.hawaiinewsnow.com/story/37637866/city-to-remove-iconic-monkeypod-tree-in-manoa/

...
21.02 | 12:51

Mi tia siempre nos decía al viajar en coche antes nuestras protestas y cansancios d "tranquilas" queda poco, estamos llegando a Penjamo. Era una niña ...

...
27.12 | 02:42

¡Exquisito jardin!

Gracias por compartir

...
¡Hola!
Prueba y crea tu propia página web,
es fácil y gratis.
ANUNCIO