Jardín de libros

Louse Bourgeois: arte inquietante

“El verdadero arte tiene el poder de ponernos nerviosos”

Susan Sontang

 

Ni Luise Bourgeois (París, 1911-Nueva York, 2010) ni sus obras se dejan clasificar. Esta mujer, durante su larga vida, se entregó a la pintura, al dibujo, a la escultura, cultivó el colage y compuso instalaciones. También escribió sobre la vida y el arte, pero no salió de la oscuridad hasta que cumplió los setenta años.

 

Entonces, en 1982, de forma repentina se hizo famosa como consecuencia de una exposición en el MoMA. Se han etiquetado sus trabajos dentro de distintas corrientes artísticas: surrealismo, abstracción excéntrica, simbolismo, posmodernismo. Su primera exposición celebrada en 1966 en la Fischbach Gallery de Nueva York se tituló Abstract Excentric.  En su juventud, cuando vivía en París, conoció a Duchamp y a Breton, y el psicoanálisis, fue una constante en su trayectoria vital, por lo que se la ha incluido dentro del surrealismo. Se la puede calificar de expresionista por edad y afinidad, y de posmoderna por sus constantes referencias a la historia del arte. Sorprende el dialogo que parece querer establecer, a través de ciertas esculturas, con Rodin. Pilar Baselga Calvo se detiene en comentar la semejanza entre La mujer del cuchillo de Bourgeois y El torso de Adela de Rodin. Como sus obras están cargadas de símbolos, se la etiqueta de simbolista. Se la relaciona con los pintores Gittlieb y Rothko, representantes del expresionismo abstracto norteamericano. Estamos ante una artista escurridiza, inquietante y profundamente original.

 

Louis Bourgeois hace arte con sus miedos, con su memoria, con su vida. En palabras de Siri Husvedt  “su obra es el escenario de una lucha que percibo como espectadora, una experiencia visceral del combate que libra el artista con los mismos materiales y su amor por ellos, produciendo telas e hilos pero también mármol, acero y cristal resistente”.

 

Entre su extensa obra podemos destacar la serie Femme Maison, pinturas de cuerpos de mujeres en las que sustituye la cabeza por una casa, Cells instalaciones en las que cajas, celdas  o habitaciones se llenan de objetos y/o esculturas y Maman, arañas que representan a la madre que protege y cuida.

 

Desde el 24 de septiembre hasta el 18 de enero de 2018 se puede disfrutar en el MoMA de NuevaYork de una exposición titulada: Louise Bourgeois: un retrato desplegable que permite conocer una parte desconocida de la obra de esta artista. Se trata de bocetos,  dibujos, libros de tela y grabados en los que sigue lidiando con el dolor para convertirlo en arte. La comisaria de la exposición es Deborah Wye, especialista en su obra y comisaria de la exposición que la descubrió y la hizo famosa.

 

Cuando estamos ante una escultura, una pintura o una instalación, nos hacemos preguntas, buscamos su significado para entenderlas, para domesticarlas, pero con Louis Bourgeois no es fácil colocar etiquetas, y eso como dice Susan Sontang, nos pone de los nervios, pero en eso radica, en buena medida,  la esencia del arte.

 

Otro elemento fundamental es la comunicación emocional que se establece a través del objeto artístico con su autor o autora. El arte es siempre un intento de ser visto entendido y reconocido. Para Siri Husvedt, la obra de Louis Bourgeois no es solo lo que se puede entender y analizar de su obra, no es solo la experiencia que establecemos con los objetos, sino que tiene que darse una experiencia interpersonal o intersubjetiva: “es la vitalidad que infundimos en el arte lo que nos permite establecer poderosos vínculos emocionales con él”.

 

Cuando estas al lado o entre las patas de la gran araña de Louis Bourgeois situada en el exterior del Museo Guggenheim de Bilbao te sientes dentro de un espacio casi arquitectónico en el que las patas recuerdan arcos góticos. Estas protegida y atrapada, fascinada por su belleza, pero nerviosa. No es una escultura que te deje indiferente. Es el contrapunto de los Tulipanes relucientes y de Puppy (escultura/jardín) de Jeff Koons que gustan pero no emocionan. ¿Cuál de estas tres esculturas quiero tener en mi jardín? No hay duda, quiero a Maman, esa araña que me atrae, me protege, me inquieta y me pone nerviosa.

 

Escribir un nuevo comentario: (Haz clic aquí)

123miweb.es
Caracteres restantes: 160
Aceptar Enviando...
Ver todos los comentarios

Comentarios

27.04 | 03:33

Hola, siento decirte que este majestuoso ejemplar de Samán fue derribado por seguridad el año 2018, según indica un periódico de Hawaii:
https://www.hawaiinewsnow.com/story/37637866/city-to-remove-iconic-monkeypod-tree-in-manoa/

...
21.02 | 12:51

Mi tia siempre nos decía al viajar en coche antes nuestras protestas y cansancios d "tranquilas" queda poco, estamos llegando a Penjamo. Era una niña ...

...
27.12 | 02:42

¡Exquisito jardin!

Gracias por compartir

...
27.12 | 02:40

¡Exquisito jardin!
Gracias por compartir el lado amable de la vida

...
¡Hola!
Prueba y crea tu propia página web,
es fácil y gratis.
ANUNCIO